sábado, 14 de septiembre de 2013

La luna

La luna, barnizada de brillo,
controla lejana el universo.
Un avión, maldito engendro mecánico,
la rompe por la mitad
con luces de sangre roja y azul,
estelas de hacha sin filo.
Aristocrática luna, que abrazas la fe de la ausencia,
disculpa esta intromisión
en tu intimidad antigua.

2 comentarios:

Jesus Cotta Lobato dijo...

Me gusta esa luna aristocrática y señora.

Las hojas del roble dijo...

Muchas gracias, Cotta. Un abrazo